<$BlogRSDUrl$>

miércoles, junio 25, 2003



Me he enganchado a "A dos metros bajo tierra". No entiendo por qué ponen primero la de "Las Chicas de Nomeacuerdo": la ves deseando que se acabe para que empiece la serie de verdad, la buena. Cuando ésta termina, no queda más remedio que hacer zapping y todo es una mierda. Si las pusieran al revés, una podría disfrutar "A dos metros bajo tierra" y, cuando acabara, ser feliz porque aún puede ver "Las chicas de Nomeacuerdo".

Es como la manía de no poder comerse las galletas del piso inferior del Surtido Cuetara hasta que no se acabe hasta la última miga del de arriba. Te comes las de chocolate con placer pero el resto de las que están en el piso superior son engullidas sin ganas para llegar cuanto antes a las de chocolate que esperan ansiosas en el piso de abajo. Sin embargo, las galletas mediocres serían deliciosas si no quedara otra cosa.

lunes, junio 23, 2003


El debate de las 3:30
Soy demasiado mayor para que me divierta salir todos los días hasta las 7 de la mañana y drogarme hasta las cejas, pero demasiado joven como para sentirme satisfecha yendo un día al cine y al siguiente a cenar a casa de Merche y Paco a jugar al trivial.

Este fin de semana traté de hacer el plan joven. El viernes funcionó, pero el sábado cerraron los bares y alguien hizo la gran pregunta (Dónde vamos ahora) en la hora crítica: entre las 3 y las 4. A esa hora ya no se tiene mala conciencia de no haber salido si uno se va a casa, pero ¿y si pasa algo interesante y me lo pierdo? Entonces empieza el debate en la calle.

Una dice que no quiere ir a tal sitio porque hay que pagar una pasta y total sólo se va a quedar un rato. Pero su novio no quiere ir a ese del otro día porque la música era una mierda. La de al lado opina que podíamos ir a uno que está algo retirado pero que su primo es relaciones y nos invita a las copas. Ya, pero es que tengo el coche ahí mismo y si lo muevo es para irme a casa. Pero tía, no seas así...

Entonces alguna atrevida da el primer paso: Me voy a casa.

Hay una histeria colectiva de gente que trata de impedírselo como su huída supusiera una catástrofe. (Se pone especialmente pesada la amiga del novio de Marta, a la que apenas conoce) No te vayas, tíaaaaa. Pero de las sombras surge un aliado: ah, pues entonces me me dejas en casa, que te pilla de paso. El mal ya está hecho: la mitad abandona.

Al día siguiente, los que se quedaron con la esperanza de ligar exagerarán cada detalle al hablar por el Msn con los rajados para que parezca que el fin de la noche fue increíble. No sabes lo que te perdiste. Pero al fin de semana siguiente muchos de ellos irán a una cena en casa de Merche y Paco porque uf, últimamente me aburre un poco salir de marcha, el sábado pasado estuve hasta las 8 y fue un coñazo.

jueves, junio 19, 2003


D de dedo
El verano saca lo peor de nosotros mismos. Parece ser que el calor derrite el pudor y la gente sale a la calle con lo primero que pilla. Y no, el calor del verano no justifica esos trajes blancos de caballero ni semejantes vestidos veraniegos "para ellas".

Por no hablar de las sandalias. La gente se las pone tranquilamente, a pesar de que todo el mundo piensa que sus pies son feos. Por algo será: los pies son intrínsecamente horribles, con esos flecos en forma de dedos atrofiados, recuerdo de cuando éramos mono. Las sandalias, además, terminan por provocar esas durezas grisáceas en la zona del talón, pero a los sandalieros parece no importarles. Voy en el metro tranquilamente y no veo más que durezas y horribles dedos desnudos por todas partes, muchos de ellos con esa pequeña arañita peluda sobre el pulgar...

Cómo odio el verano.

miércoles, junio 18, 2003


Vamos allá:

1) Tendré tres amantes increíbles.
2) Digamos que... dos meses. Ni uno más. No estoy dispuesta. Me niego.
3) Me dirá las palabras mágicas... una persona.
4) Un sólo polvo de una noche (mejor varios, aunque sean en la misma noche).
5) Dejaré a dos.
6) No me dejará nadie. Faltaría más.

¿Cuál es la apuesta?



Re: La apuesta

La apuesta sería muy fácil Pizca, lo malo es que has aprovechado para hacerla justo ahora, con todo el verano por delante, con esos días en los que estaré en casa sin padres y muerta de aburrimiento, con el veranito en asturias, que ya sabes que allí cambio de personalidad, y con dos viajes a barcelona, claro que ahí no hay peligro porque la media es algo asi como una noche loca cada cinco años. Y luego hay que contar con la depresión otoñal, que ahí a veces también me despendolo un poco, que palabra más fea.
Ya veo que tu no has contestado, qué honor ser la primera. Allá voy:
1.- ¿Qué con cuantos me voy a ir a la cama? Últimamente no estoy muy animada, pero son muchos meses, así que no sé, vamos a poner un tres.
2.- Creo que hasta agosto, nada, así que calcúlalo tú, claro que si hay sorpresas, serán bien recibidas, nunca se sabe.
3.- ¿El que me tiene que decir que me quiere se ha tenido que ir antes a la cama conmigo? Te quiero supongo que lo dirán los tres, bueno, no, dos, y que lo diga al día siguiente, me parece que ninguno.
4.- Dos por lo menos, y el otro casi seguro que también, joder, qué deprimente es esto.
5.- A los tres!!!!
6.- Los tres! Bueno, no, dos. Pero yo prefiero pensar que soy yo la que he pasado de ellos.

Puede ser, yo te aviso por si acaso, que aparezca alguien super interesante, encantador, y todo eso, entonces, lo dejaríamos en 1-a las 6 semanas de conocerle-1-0-0-0. Y eso me haría mucho más feliz ;-)

Y tú Pizca, ¿cuáles son tus planes de futuro?


martes, junio 17, 2003


La apuesta

Hoy he visto una comedia terrible en la que un grupo de amigos alardean de que nunca se casarán, así que deciden apostar metiendo cierta cantidad de pasta en un fondo de inversión: el último que quede soltero se quedará con las ganancias.

Se me ocurre que podríamos hacer algo similar. Te propongo un juego del tipo El Precio Justo, que consiste en adivinar unas cifras para lo que queda de año. Gana la que más se aproxime, ya sea por exceso o defecto, en el total de las 6 preguntas.

Desde ahora mismo hasta el 31 de diciembre de 2003...

1) ¿Con cuántas personas crees que te vas a ir a la cama?
2) ¿Qué intervalo será el máximo que pasarás sin irte a la cama con nadie? (si es al principio, sólo cuenta desde hoy)
3) ¿Cuántos te van a decir que te quieren?
4) ¿Cuántos polvos de sólo-una-noche tendrás?
5 ¿A cuántos dejarás tras haber tenido al menos una noche de pasión?
6) ¿Cuántos pasarán de ti tras haber tenido al menos una noche de pasión?

Te cedo el honor de contestar primero. Y de decidir la apuesta. Espero ansiosa...



Pizca, hoy he tenido una idea genial, estoy deseando que vuelvas para hacerlo contigo.
En cuatro caminos, justo debajo de los puentes hay unas columnas en las que pone "prohibido fijar carteles, responsable la empresa anunciadora"
Así que he pensado que podíamos hacer unos muy grandes de "Por ti, por todos, vuelve a votar a PP", y, ya que estamos, otro de "Beba Coca-Cola". ¿Qué te parece?

lunes, junio 09, 2003


Benditos 30.

Ya hace casi un mes que cumplí los 30, y estaba muy contenta, me gustaban. Pero me están pasando cosas muy raras.
- El sábado conozco a un chico, estupendo, guapo, encantador...., y el martes fuimos al cine. Todo genial, hasta el final, porque vivo en una mierda de generación en la que si un hombre te lleva al cine y no acabas en su cama, se siente utilizado, ofendido y un objeto al que quieres sentar en la butaca de al lado para que nadie piense que vas al cine sola.
- Y ayer, lo mejor de todo, voy a una boda, se me ocurre, insensata de mi, decir mi edad. Y cuando estoy tranquilamente tomadome una copa y pensando en que estoy segura de que a mi es a la que más me duelen los pies, digan lo que digan todas esa hipócritas que llevan zapatos con pinta de ser más cómodos que los mios, me llega un elemento que me empieza a consolar diciendome que no me preocupe, y que todo llega en esta vida, que seguro que ya encontraré algún hombre que cuide de mi, ¡¡pero gilipollas!! ¿qué me estás contando? ¿me conoces de algo? ah!si! de que hemos cenado en la misma mesa, ¿te crees que sólo con saber mi edad tienes algún derecho para soltarme ese rollo? Sin comentarios.
Ahora entiendo por qué muchas mujeres mienten sobre su edad, porque los hombres a veces no deberían pensar tanto...


viernes, junio 06, 2003

Uno cuyo nombre fue escrito en el agua

Hoy he tenido una agradable charla con esa chica que me encuentro cada fin de semana y que estoy segura de que me cuenta millones de cosas sin acordarse de cómo me llamo. Pero a estas alturas, ya parece absurdo que me lo pregunte. Seguramente un día me tendrá que presentar a algún inoportuno que aparezca y suelte eso de "uis, ¿cómo te llamabas? es que yo soy fataaal para los nombres". Total, un mal trago, cuando el otro tampoco lo recordará.

Pues me gusta mi nombre. Poco común, pero no suena raro. He tenido suerte porque es de esas cosas que vienen dadas de nacimiento pero que, al contrario que el color de ojos, sí hay un responsable, es más, conoces a quien ha decidido que esa palabra se refiera a ti. Que esa sea tu palabra personal.

Parece mentira que uno mismo no pueda decidir algo tan importante como la palabra que le acompañará toda la vida, pero es mucho mejor que la elijan por ti y te vayas acostumbrando. Si cada uno escogiera su propio nombre, los Javis, las Anas, los Pablos, las Martas, serían reemplazados por nombres más chulos como FLuX, Bolita, RedDevil, Xtreme, Biotina o Pizca. Sin olvidar lindezas como Sevilla28 o Chico_cam.

Y si no me creéis, entrad en cualquier chat.

Para empezar.

Ahora sí, ya está oficialmente inaugurado nuestro blog, y si tu sabes poco de htmlo-que-sea, tranquila, que saldremos del paso.

Lo que me encanta del blog, es que desde que decidimos hacer uno juntas, hablo con la gente y pienso en frases para los post, y eso es bueno, porque les hago más caso, y les escucho esperando encontrar algo, lo que sea, para tirar del hilo y sacar algo para contar. Miro a la gente en el metro y se me ocurren historias que podrían ser como mínimo divertidas, estoy notando como mi creatividad aumenta en cada estación; y, lo mejor de todo, me hacen una putada y me consuelo pensado "esto lo escribo mañana", eso es genial.

Pizca, ¿cómo van los patucos? Llevas unos días en los que me estás haciendo volver al pasado, y más en esta época de exámenes, es esa misma sensación de que sabes que tienes algo que hacer, y una vocecilla que te dice "vamos, venga, ponte, que tienes mucho que hacer, que se te está echando el tiempo encima, escribe algo ya!!!!!!......aaaaagg" Ya lo he hecho mamá, digo Pizca.

martes, junio 03, 2003

Un blog de dos
Con esta entrada inaguro oficialmente el blog "dos es número primo", mantenido por Biotina y Pizca. Nuestro proyecto, cuidadosamente elaborado, consiste en: "¿Y si hacemos un blog entre las dos, a ver qué sale?".

No tenemos ni idea de htmleches y sinceramente nos importa un higo si el resultado se ajusta o no al canon de belleza de los blogs, ni si su estilo es de una altísima calidad literaria. Esto no quiere decir que no pretendamos crear un buen blog, sino que la única restricción que hemos acordado es no criticarnos (demasiado) mutuamente. Por lo demás, cada una irá escribiendo lo que le plazca y cuando le plazca. Y "a ver qué sale".

Prueba de ello es que acabo de dar vida a "Dos es un número primo" sin el consentimiento de Biotina. Mientras espero a que lo descubra, voy a ir buscando la tricotosa para tejer unos patucos para el recién nacido blog, no me vaya a coger frío.

This page is powered by Blogger. Isn't yours?